Comision presidencial ucv

UCV: del medinismo a la cohabitación con la dictadura

Además de ordenar la construcción de la Ciudad Universitaria de Caracas, el gobierno del presidente Isaías Medina Angarita promulgó una serie de leyes, que propiciaron en todo el país un clima de amplias libertades.

 

Entre ese conjunto de nuevas leyes, destacaba la de Hidrocarburos. Un novedoso instrumento legal que ampliaba la fiscalización y el control del Estado sobre la actividad petrolera y fijaba, además, nuevos impuestos a las empresas extranjeras, algo que no era del agrado del gobierno de Estados Unidos.         

 

Puertas adentro de la UCV, ese clima de libertad hacía eco y se registraba una actividad intelectual dedicada a fomentar reformas.

Apunta el historiador Alberto Navas (1), que durante el bienio 1943-1945 la universidad estaba bajo la gestión rectoral de Rafael Pizani. “Fue nuestro Rector más joven (35 años), oriundo de Torondoy en el Estado Mérida”. Pizani impulsó, añade el también cronista de la UCV, la creación de una “comisión que redactaría el texto de los nuevos Estatutos de la Universidades Nacionales”.

 

No obstante, para la oposición política a Medina Angarita, esta atmósfera no será suficiente, hasta que el gobierno promueva el derecho al sufragio universal, directo y secreto, para la elección del Presidente de la República.

 

El dilema parecía estar centrado en cómo llegar a cumplir esa aspiración democrática, sin romper la cadena consecutiva que dio origen a la llamada hegemonía andina.

Las presiones para la apertura venían incluso desde las filas de la propia tolda de Medina Angarita, el Partido Democrático de Venezuela (PDV). Arturo Uslar Pietri, citado por Astrid Avendaño (2), llegó a referirse al asunto de la elección presidencial en los siguientes términos: “No hay sino un criterio para juzgar si estamos en presencia de una democracia o de una falsificación más o menos afortunada de ella y este criterio es simplemente si el pueblo elige a su representación directamente o si lo hace por intermedio de dos, tres o cuatro grados”.

Golpe por elección

Unos meses más tarde de esa sentencia, la historia se haría cargo. El 18 de octubre de 1945, Medina Angarita es depuesto de la presidencia por medio de un Golpe de Estado y asume el control del país una Junta Cívico Militar, que esgrime como justificativo para usurpar el poder: no solo un ambiente de descontento en el seno de la juventud uniformada, sino la falta de voluntad del presidente para decretar el voto universal, directo y secreto.

 

La propuesta de estatutos para las universidades nacionales deberá esperar un par de años, hasta que se registre la victoria del escritor Rómulo Gallegos, como primer presidente de Venezuela electo por medio del sufragio universal. Entonces se permitirá a la UCV realizar una elección directa, para escoger a “los decanos por el claustro de docentes, y los representantes estudiantiles que le darían cuerpo por primera vez al ejercicio del cogobierno estudiantil” (3). Mientras que los cargos más importantes como el Rector, el Vicerrector y el Secretario seguirán siendo una potestad indelegable del Ejecutivo Nacional.

Otro golpe militar

El derrocamiento del presidente Rómulo Gallegos “que no había causado mayores reacciones en el pueblo, al reanudarse las actividades educativas, en enero de 1949, sí originó graves disturbios estudiantiles, iniciándose un período muy conflictivo” (4).

 

Con el fin abrupto de Gallegos, se pone en evidencia que la disputa por el poder se gestaba ahora desde dentro de los gobiernos, y no con un caudillo que enfrentaba sus huestes a las del adversario, como había sido la constante desde los tiempos de Guzmán Blanco.

 

El Golpe de Estado, registrado en noviembre de 1948 rápidamente será percibido como una terrible barrera en la aspiración democrática del pueblo venezolano, y también, de su principal universidad.

 

La nave de la UCV tendrá durante los años 1948 y 1950, al rector Julio De Armas como su timonel. Él asumió como misión principal, mantener abierta la UCV a pesar de las posiciones de la Junta Militar.

 

De Armas sostuvo, en el filo de la navaja, una cohabitación con el jefe de la junta, coronel Carlos Delgado Chalbaud. Relación que será rápidamente truncada por el asesinato de Chalbaud y la asunción al poder de Marcos Pérez Jiménez, detrás de la figura de Germán Suárez Flamerich.

Sobre el final de su gestión en la UCV, Julio De Armas dirá: “sobre la política en la universidad comparto la respuesta que una vez dio el ilustre ex rector de Salamanca, Don Miguel de Unamuno, cuando dijo que la única política que admitía en la Universidad era la política de la entereza” (5).

Mano de hierro

Pronto se hace sentir la mano dura de la Junta de Gobierno. Esta, designa un Consejo de Reforma con la potestad de regir a la UCV. De inmediato, destituye a las autoridades universitarias, anuncia un proceso de reorganización así como las sanciones, con hasta 3 años de expulsión para los que consideren infractores.

 

Con la instrucción de dirigir este Consejo de Reforma, la junta moviliza desde Mérida al Dr. Eloy Dávila Celis, “contra quien, como rector de la Universidad de los Andes, se habían producido graves disturbios en aquella universidad. Este nombramiento fue rechazado por el estudiantado, de forma que la UCV se hizo absolutamente ingobernable” (6).

 

La consecuencia parece evidente, para la Junta de Gobierno “no hubo más salida que clausurar la Universidad por tiempo indefinido, declarando insubsistentes las partidas presupuestarias ‘destinadas a sufragar el pago de los sueldos de los profesores’” (7).

 

En el mismo acto administrativo, más de 140 profesores fueron destituidos y poco más de 130 estudiantes, expulsados. De ese grupo algunos terminaron encarcelados o enviados al exilio.

1.  NAVAS A. 2021. El Rey Felipe V de España y la fundación de la Universidad de Caracas en 1721, hoy Universidad Central de Venezuela [libro electrónico] / Caracas: 1ra edición digital, Ediciones de la Biblioteca EBUC-UCV. P. XVI

2.  AVENDAÑO A. 1996. Arturo Uslar Pietri, entre la razón y la acción: O. Todtmann Editores, Caracas. P. 279.

 

3.NAVAS A. 2021. El Rey Felipe V de España… P XVII.

 

4. MÁRQUEZ RODRÍGUEZ A. 2007. Autonomía Universitaria. Clase Magistral. En: http://saber.ucv.ve/bitstream/10872/4235/1/clase%20magistral%20autonomia.pdf. P. 5

 

5.  NAVAS A. 2021. El Rey Felipe V de España y la fundación de la Universidad de Caracas en 1721, hoy Universidad Central de Venezuela [libro electrónico] / Caracas: 1ra edición digital, Ediciones de la Biblioteca EBUC-UCV. P. XVI

 

6. MALASPINA E. 2008.Dr. Julio de Armas: centenario de su nacimiento Revista de la Sociedad Venezolana de Historia de la Medicina. Vol. 58. En: https://revista.svhm.org.ve/ediciones/2009/1-2/art-13/

 

7.  Íbidem

Gobierno Bolivariano

Contacto

Scroll al inicio